En la búsqueda de un rostro iluminado nunca pueden faltar un buen sérum y una crema hidratante que ayuden a aportar jugosidad y buen aspecto a nuestra piel. Sin embargo, otro paso fundamental es la exfoliación. ¡Te explicamos por qué y todo lo que necesitas para encontrar tu exfoliante ideal!

¿CUÁLES SON SUS BENEFICIOS?

A menudo oímos hablar de los exfoliantes únicamente como el paso después de la limpieza con el que conseguimos limpiar el poro en profundidad y retirar las pieles muertas. Pero exfoliar el rostro aporta muchos más beneficios que solemos pasar por alto.

Algunos de los beneficios principales residen en favorecer la renovación celular, reducir la rugosidad del rostro y las líneas de expresión superficiales. Otra de las razones que destacamos es que una piel limpia y posteriormente exfoliada, puede recibir mejor otros tratamientos que apliquemos después aumentando su eficacia. Y por último no podemos olvidar que una piel libre de células muertas tendrá más luz que una que no se exfolia.

¿QUÉ TIPOS DE EXFOLIANTES EXISTEN?

¿Pero cómo elegir nuestro exfoliante? Es importante tener en cuenta todas las opciones que tenemos disponibles para tomar la decisión

EXFOLIANTES MECANICOS O FÍSICOS

Estos exfoliantes utilizan micropartículas que remueven las células muertas de la piel. Dependiendo del tamaño de la micropartícula serán más o menos fuertes pero de cualquier manera al friccionar en la piel, pueden ser agresivos y provocar irritación.

Fuertes

Se componen de gránulos que pueden proceder de huesos de frutas. Consiguen una exfoliación profunda, solo deben aplicarse sobre zonas de piel resistentes y aconsejamos realizar un masaje suave ya que sus aristas pueden crear micro fisuras en la piel. 

Suaves

Son aquellos cuyos gránulos son más pequeños y con forma redondeada para no dañar la piel. Su inconveniente es la utilización de micro plásticos, material no sostenible, que al retirarlo con agua termina en el mar.

EXFOLIANTES QUÍMICOS

En vez de realizar la exfoliación a través de la fricción, se utilizan sustancias para realizar el proceso de exfoliación. Dentro de este grupo destacamos dos tipos los enzimáticos y los que contienen hidroxiácidos.

Enzimáticos

Están indicados para todo tipo de piel, se componen de enzimas. Estas actúan descomponiendo la sustancia que mantiene unidas las células muertas, envejecidas y opacas, a la superficie de la piel. Habitualmente se extraen de frutas tropicales y llevan a cabo una exfoliación suave.

A base de hidroxiácidos

Con este último tipo, conseguimos una exfoliación muy eficaz. Se utilizan ácidos para llevarla a cabo y es importante destacar dos de ellos: Los alfa hidroxiacidos (AHA) que eliminan las pieles muertas, y los beta hidroxiacidos (BHA) que disuelven las grasa y desobstruyen el poro. Los podemos encontrar por separado o en un mismo producto. 

En Sibari Republic hemos apostado por este tipo ya que además de su eficacia, respetan la piel y el medio ambiente. El Radiance Toner de Sibari Republic es un tónico exfoliante con efecto peeling compuesto a base de alfa y beta hidroxiácidos que además de lo comentado anteriormente, regenera y aporta luminosidad a la piel y es apto para todo tipo de rostros ya que está testado en pieles sensibles.

 

Con toda esta información ya puedes decidir qué exfoliante es el perfecto para tu piel e incluirlo en tu rutina. 

Desde Sibari Republic, te recomendamos hacer este paso por las noches y 2-3 veces a la semana.  ¡Y recuerda aplicar un factor de protección solar para proteger el rostro al día siguiente!

¡No olvides echar un vistazo al Radiance Toner y sus resultados probados en 4 semanas!

 

Fuente de fotografía: Foto de Café creado por wayhomestudio – www.freepik.es

Comentarios (2)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *